Más transparencia para los servicios bancarios

El Banco de España emitió hace unos días una circular, que será sometida a consulta pública, en la que obligará a los bancos a ser mucho más transparentes con los clientes en la concesión de nuevos créditos y en los servicios prestados. Además, ha propuesto la implantación de un nuevo índice de referéncia para las hipotecas, sustituyendo al actual Euribor.

Más transparencia para los bancos

La nueva circular, a la que los bancos deberán aportar su opinión, pretende mejorar el servicio que las entidades ofrecen a sus clientes, aportando más claridad. Por ejemplo, los documentos para contratar estos servicios deberán tener un tamaño mínimo de letra (se acabó la famosa letra pequeña que a veces resultaba ilegible), además de destacar con tipos de letra diferentes los apartados más importantes.

Por otro lado, los empleados de los bancos deberán ser exhaustivos en las explicaciones de los contratos que ofrezcan a los clientes, para que éstos comprendan todas las implicaciones que conlleva la firma de éstos.

En el caso de los créditos y los préstamos hipotecarios, las entidades deberán aportar la suficiente información, bien detallada, para que el prestatario sea consciente de si podrá permitirse pagar las cuotas en un futuro. Además, si existe un aval por parte de terceras personas, aquellas habrán de ser bien informadas de las implicaciones que pueden tener en caso de impago.

Nuevo índice de referencia para las hipotécas

Otro de los cambios propuestos por el Banco de España es la adopción de un nuevo índice de referencia para los préstamos hipotecarios como alternativa al Euribor. El nuevo indicador es el Interest Rate Swap (IRS), y la principal diferencia estriba en que se revisa cada 5 años, en lugar de cada 6 o 12 meses como el Euribor.

Este nuevo índice destaca por su estabilidad en periodos económicos adversos, al ser revisado cada más tiempo no sufre tanto los vaivenes que se han producido los últimos años en el índice actual. Además, el IRS no incluye una prima de riesgo como el Euribor, lo que se traduce en unos intereses menores en el largo plazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *